Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad
Coronavirus_header desktop Home Expansión

Nuestras Historias

El director de 'Ya no estoy aquí' profundiza en los temas de esta película

Ya no estoy aquí ganó el premio a Mejor Película en el Festival de Morelia y ya está disponible en Netflix.
jue 28 mayo 2020 10:22 AM
Netflix

El director de Ya no estoy aquí, Fernando Frías, se propuso contar una historia situada en las calles de un barrio marginal de Monterrey, lleno de pandillas, pero sin que ésta fuera una película más sobre la violencia en México.

“Quise hablar sobre la falta de oportunidades y de movilidad social, de la migración, del sentido de pertenencia y también de la nostalgia”, explica Fernando a Life and Style, por teléfono, desde su hogar en Nueva York. “Pero sin explotar la violencia como un vehículo hacia el morbo, la porno-miseria y el estridentismo”.

Publicidad
Fernando Frías Ya no estoy aquí.jpg
Fernando Frías debutó en 2012 con el largometraje Rezeta. Sí, así, con "z". Ya no estoy aquí también le valió el Festival de Cine del Cairo a Mejor Película.

Ya no estoy aquí, ganadora de los premios de la Audiencia y de Mejor Película en la pasada edición del Festival de Morelia, se centra en la vida de Ulises, interpretado por Juan Daniel García Treviño, un bailarín que lidera a los Terkos, grupo de adolescentes apasionados por el género musical contracultural Kolombia.

“Más que retratar un movimiento cultural, me interesaba contar la historia desde adentro de un personaje, situándolo en ese contexto. Quise hacer mi película celebrando a la juventud”.

Es un universo muy específico, plagado de pandilleros regios que bailan cumbias colombianas y lucen cortes de cabello inusuales y ropa estrafalaria. Sin embargo, la película crea una empatía inmediata con los espectadores porque explora la importancia de aferrarse a eso que nos da identidad y la nostalgia por el lugar de origen.

Publicidad
Ya no estoy aqui 3.jpg
Ulises es interpretado por Juan Daniel García Treviño. Ya no estoy aquí es su debut y continuará actuando.

“Me encanta poder retratar un mundo que podría parecer tan particular y lejano, pero que pueda generar tanta identificación con tanta gente. Eso es muy fuerte”, dice el también director de Rezeta (2012), su ópera prima.

Ya no estoy aquí, protagonizada por no actores, tiene por momentos el tono de un documental. En este filme, Fernando no aplicó nada de lo que le enseñaron en la Universidad de Columbia, a donde llegó becado para estudiar guionismo. “La aproximación industrial a la narrativa visual no me convence como autor: la fórmula de los tres actos y de un personaje que se fija un objetivo y supera obstáculos, no me funcionan”, explica.

Publicidad
Ya no estoy aquí 1.jpg
Los Terkos en Ya no estoy aquí.

“Mi película se escribe con momentos sutiles, que parecen quizá no hacer avanzar mucho la historia dramáticamente; pero todo en yuxtposición va creando el peso emocional que debe tener. A mí no sólo me importar el conflicto de los personajes, sino el comportamiento humano”.

Si algo tiene la historia de Ulises, ese joven bailarín de cumbias que se ve obligado a migrar a Nueva York, es que se siente muy honesta: Fernando se tardó 7 años en realizarla y significó que él fuera solo a Monterrey a explorar el barrio y ser aceptado por las pandillas que quería retratar, en donde encontró a su protagonistas.“La clave es conectar con el corazón. Las emociones son el vehículo para identificarnos con los humanos”.

Series, eventos, música y más...
Recibe lo que debes saber del entretenimiento.

Publicidad
Publicidad