Publicidad

Síguenos en nuestras redes sociales:

Publicidad
Coronavirus_header desktop Home Expansión

Nuestras Historias

Que hoy Oaxaca viva en ti, para que mañana tú vivas Oaxaca

En esta pausa es un buen tiempo de soñar con visitar este estado: su riqueza turística permanecerá para que pronto puedas disfrutarla.
jue 09 abril 2020 03:51 PM

He aquí un buen sueño para visualizar durante la contingencia: las riquezas de Oaxaca. Mientras todo pasa, ahora que es necesario hacer una pausa, permanecer en casa y seguir las recomendaciones de las instituciones, esta es una buena meta para seguirla.

Con el mensaje: Que hoy Oaxaca viva en ti, para que mañana tú vivas Oaxaca, la Secretaría de Turismo local espera que los viajeros no caigan en el desánimo, sino más bien aprovechen al máximo estos días para preparar mejor su próximo viaje y conocer más del estado.

Publicidad

Es momento para recordar que Oaxaca es un destino mágico, con un vasto territorio donde convergen ocho regiones y 16 etnias indígenas, cada una de ellas con una esencia única, su riqueza turística es innumerable, pues desde la montaña hasta la playa se descubren un sinfín de sitios sorprendentes, gastronomía exquisita, colores y tradiciones que encantan, y por supuesto, la calidez de su gente es un atractivo más en cada uno de sus destinos turísticos.

Pocos lugares poseen la riqueza cultural de la ciudad de Oaxaca de Juárez, una ciudad que conserva tradiciones milenarias recreadas por los pueblos indígenas, la gastronomía de la región es una de las más exquisitas del mundo y para degustarla hay una gran variedad de opciones, como los mercados tradicionales, restaurantes típicos en las comunidades cercanas a la capital o el centro histórico y por supuesto los restaurantes de reconocidos chefs: los sabores lugarenos te harán desear regresar pronto.

Una forma de deleitar la vista, es traer a la mente las imágenes de los colores que embellecen Oaxaca, como los que se crean con tintes naturales para dar vida a los tapetes de Teotitlán del Valle, o bien a los alebrijes de madera de copal, o el barro que se crea en rojo, negro o verde, los colores de los mercados de Oaxaca que se adornar con productos de la región y que ofrecen sabor y tradición al mismo tiempo.

Publicidad

De arena y sol
El aroma del agave es capaz de transportarnos al campo o a entrañables momentos de convivencia que esperamos pronto revivir. Pero además de sus pueblos mágicos, Oaxaca también es un destino de playa y sol.

Tiene 35 kilómetos de costa, que albergan, entre otras joyas, a las nueve bahías de Huatulco, que a su vez conforman un paraíso de 36 hermosas playas de suave arena, cuya blancura enmarca los tonos celeste y esmeralda de sus aguas, cálidas y transparentes.

Este periodo es ideal para evocar el encuentro con la naturaleza que puede distinguirse en este destino de playa, donde se alberga el Parque Nacional Huatulco, con 11mil hectáreas protegidas con flora y fauna que podrás disfrutar en un recorrido en este paraíso.

Puerto Escondido, asentado en el extremo de la cordillera de la Sierra Madre del Sur que serpentea a través de Oaxaca y baja al océano Pacífico, se levanta en torno de una bahía brillante bordeada por gigantescas formaciones de roca.

Posee algunos de los atardeceres más inspiradores del país: este retazo de cielo en el Océano Pacífico ha sido ideal para quienes buscan el refugio y el cobijo del mar pero también quienes buscan, la aventura y el desafío de las olas de Zicatela.

Un destino cálido y encantador, con lagunas costeras, por ejemplo, la laguna de Manialtepec, donde se puede disfrutar de un espectáculo poco común: la bioluminiscencia, donde los organismos que se encuentran en estas aguas permiten en la noche dar un tono brillante al movimiento.

Cierra los ojos. Respira: Oaxaca vive en ti.

Publicidad
Publicidad